Translate

lunes, 4 de febrero de 2013

Arte surrealista por Thomas Barbey


Thomas Barbèy creció en Ginebra, , en la calle de la "Caran D'ache" de fábrica, el   de materiales de arte. Comenzó a dibujar en serio a la edad de 13 años, utilizando el negro "encre de Chine" y gouaches de color. Sus influencias fueron Philippe Druillet, Dean Roger y HR Giger. Después de vivir en Ginebra durante 17 años y el diseño de carteles para bandas musicales, decide trasladarse a Italia. Thomas vivió en Milán durante 15 años para ganarse la vida como artista exitoso, autor y fotógrafo de moda. En la actualidad, reside en Las Vegas y viaja por el mundo, llevando su cámara dondequiera que vaya. Thomas ha sido fotógrafo durante más de veinte años y prefiere usar sus AE1s viejo canon, cuando filma en 35 mm o sus RB67 cuando se dispara en medio formato. Más recientemente, él ha estado haciendo fotomontajes en blanco y negro con el único propósito de hacer las bellas artes, sin trabajar para un cliente específico. Ha combinado varias imágenes tomadas durante un período de veinte años para crear situaciones surrealistas con la ayuda de la ampliadora en un cuarto oscuro. Su obra tiene un estilo específico y es muy característico. Él sólo trabaja con Blanco y Negro, Sepia tonificación incluyendo a veces. Thomas expone en galerías de todo el mundo y se incluye en muchas colecciones privadas. 



























Así se lavan las manos los astronautas


El astronauta canadiense Chris Hadfield ha mostrado en un video cómo se lavan las manos los tripulantes de una nave cuando se encuentran en el espacio.
Este proceso de completa en tres pasos. Los astronautas poseen unasolución de jabón mezclada con agua en unas bolsas a las que añaden un tubo por el que saldrá la dosis necesaria. Antes de que la bola de solución comience a elevarse por la falta de gravedad, el astronauta debe atraparla y frotarse las manos con ella.
Según señala Hadfield, se trata de una acción muy rápida ya que esta solución no debe secarse de manera natural, sino que el astronauta debe agarrar rápidamente una toalla y secarse las manos con ella. La tarea termina con el astronauta colgando la toalla para que seque, de modo que el agua que se evapore vuelve a la estación espacial para ser utilizada de nuevo.

Crean un cristal casi vivo a partir de un polímero




Los cristales fueron hechos a partir de oligisto, un mineral natural compuesto de óxido férrico, ‘envuelto’ en una capa esférica de un polímero. Bajo las ondas de cierta longitud de las luces azules, el oligisto empieza a conducir la electricidad. Los científicos estadounidenses sumergieron su polímero sintetizado en un baño con agua oxigenada (H2O2) y lo expusieron a las luces azules. 






Como resultado, las partículas poliméricas empezaron a moverse según ciertos vectores para juntarse en unos cristales y estos cristales, a su vez, también empezaron a moverse según los mismos vectores. Los autores precisan que durante el experimento, fuerzas aleatorias descomponían los cristales, pero estos terminaban por volver a juntarse. El proceso se repetía hasta que los investigadores apagaron las luces. 

Uno de los científicos, Jérémie Palacci, detalla que su trabajo mostró que la ‘frontera’ entre un sistema activo y un sistema vivo es arbitraria. Según puntualizó, las características principales de un organismo vivo son metabolismo, movilidad y capacidad de reproducirse.
El polímero que crearon tiene las dos primeras características. 

domingo, 3 de febrero de 2013

La historia del rock n’ roll en este video de 12 minutos -


100 Riff seguidos, pero demostrando en cada uno la trayectoria del Rock n' Roll.

Esta cámara permite ver qué hay tras una esquina


Científicos del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) han creado una cámara que permite ver objetos escondidos tras una esquina sin necesidad de recurrir a los poderes de “visión de rayos X” de Superman u otros superhéroes del mundo del comic. En un artículo que publica la revista Nature Communications, los investigadores sugieren que el dispositivo podría aplicarse pronto en los sistemas de navegación de vehículos para ver qué hay en un cruce con poca visibilidad o tras una curva peligrosa, así como en los rescates de emergencia en situaciones peligrosas, por ejemplo para ver el interior de un edificio en llamas.

El original invento se basa en un principio similar al periscopio de un submarino, si bien en lugar de usar espejos para redirigir la luz se sirve de paredes opacas, puertas o suelos, para reflejar una luz láser. En concreto, el sistema emplea un láser de femtosegundos, que emite destellos de luz que se miden en cuadrillonésimas de segundos. Para echar un vistazo a una habitación que está fuera de su línea de visión, el ingenio dispara ráfagas de luz láser hacia esa dirección desde diferentes ángulos. La luz se refleja en la habitación, alcanza el objeto, rebota y regresa de vuelta. Finalmente, un ordenador procesa toda la información y construye una imagen en 3D casi idéntica al objeto original, aunque ligeramente borrosa. 


como respiran las aves dentro del huevo



Aunque los embriones de ave no tienen pulmones activos, la cáscara de huevo no es hermética y los gases pueden entrar y salir. 

Dentro del huevo, una extensión del tubo digestivo con forma de salchicha forma una membrana especial llamada alantoides. Está cubierta por una fina red de vasos sanguíneos que dejan entrar el oxígeno en la sangre y dejan salir el dióxido de 

El alantoides es una de las adaptaciones que permitieron a los animales trasladarse desde los océanos a la tierra. 

Los huevos de peces y anfibios no tienen esta membrana, pero las  y los reptiles sí. En los mamíferos, el alantoides se desarrolla aún más para formar el cordón umbilical.

¿Qué es la procrastinación?


Si alguna vez has retrasado una cita con el dentista, o has pospuesto para el próximo mes el propósito de apuntarte al gimnasio, y nunca encuentras el momento de arreglar determinados papeles o arreglar ese grifo que gotea no eres el único. Aplazar los asuntos pendientes, o dejar para mañana lo que podrías hacer hoy, es una costumbre muy humana conocida como procrastinación. Y es muy habitual a pesar de que tiene un coste elevado, ya que los retrasos evitables generan pérdidas de productividad, además de causar estragos emocionales, principalmente mermando la autoestima. Científicos de la Universidad de Constanza (Alemania) han estudiado a fondo la procrastinación y han llegado a la conclusión que las personas se comportan así porque creen que el día de mañana será más adecuado para poner en práctica lo planeado. Y también han demostrado que la tendencia a procrastinar es menor si se plantea la tarea en términos muy concretos y específicos. 

Por su parte, Piers Steel, investigador de la Universidad de Calgary,ha desarrollado una fórmula (bautizada como teoría de la motivación temporal, que, según asegura, explica la procrastinación:U=EV/ID.

U es la Utilidad de la tarea una vez realizada, y su valor es proporcional al producto de las Expectativas (E) por el valor que le concedemos a terminar el trabajo (V), e inversamente proporcional a la inmediatez (I) y a la sensibilidad de cada persona a los retrasos (D). Es decir, que según esta fórmula las tareas que queremos que se lleven a cabo mejor y a las que más importancia otorgamos son las que más frecuentemente demoramos. Más que pereza, dice Steel, lo que hay detrás de la procrastinación es un exceso de perfeccionismo.